Foto by Sapox

Mucho ya se ha hablado del tema, pero yo quiero dejar mi aporte. Se han creado normas en España para que las modelos re flacas no desfilen, me parece como medida buena, pero creo que ser flaco o no es una cuestión de decisión.
Es que el flaco ve al hecho de comer como algo sucio, el flaco ve que comer es una cuestion vital pero sin mucha importancia. Para el flaco comer es como respirar, no se sienta a meditar en la respiración, ni mucho menos la goza al punto de que se convierta en uno de los placeres cotidianos que alegran la vida.
En cambio, nosotros, los que estamos en el bando del "dark side" alimenticio, consideramos el comer como un acto:
  • Bueno -que mejor que comer-
  • Placentero -el deleite al paladar que deja un buen asado se equipara a pocos placeres en esta vida-
  • Necesario -reconocemos que sin comer nos morimos-
  • Indispensable -no podemos comer sólo una vez al día-
  • Ineviable -¡Cómo no comer!-
  • Repetitivo -quien come una vez quiere comer dos-
  • Comunitario -nada más lindo que compartir una buena comidad con los confraternos-

Las mujeres flacas pueden ser las más lindas, pero las que no lo son no están muertas.

"Te vas a morir a los cuarenta" me suelen decir para darme temor a la muerte. Yo pienso: ¿el flaco qué cree? ¿Que se va a morir a los 104 años y de un paro cardíaco mientras duerme?

Pero claro, el gordo no, el gordo va morir atropellado por un tranvía, y va a agonizar durante cinco meses y todo por culpa de esos postrecitos de más que supo hacer suyo durante muchos muchos años.

Una mujer que tiene todo para ser linda y es flaca, SIN DUDA ALGUNA QUE ES LINDA.

Una mujer que tiene todo para ser linda y es gorda, SIN DUDA ALGUNA QUE ES GORDA.

¡¡¡BASTA DE ESO!!! Parece que las personas tenemos una forma rara de concebir la hermosura.

"Pero no es cuestión de ser lindo o no, es cuestión de salud" nos dicen todos los que nos ven redonditos.

"Gordo pero feliz" decimos a todos los que nos increptan nuestro hábito del deglutir.

"No te entra la ropa". La solución: adelgazar.

FRASE MENOS HUMANA QUE ESTA NO EXISTE!. Analisemosla juntos, palabra por palabra:

  1. "No". Implica una negación. Algo que podría ser de un modo, pero por diversas circunstancias no es tal. "No" es violencia, prohibición y muerte.
  2. "Te". Pronombre personal, que a simple vista indica la relación de una cosa con el sujeto, pero la importancia está dada en la cosa y no en el sujero con que se relacion.
  3. "Entra". Indica una acción, en este caso algo que se introduce en algún lugar. Esta palabra es clave en el análisis de la frase.
  4. "La ropa". Es el objeto en cuestión. Objeto, en la frase, por demás desnaturalizado.
  • En primer lugar. Jamás la ropa me va a entrar, a menos que me la coma y, como lo que me cuestionan es el acto de comer, la frase está mal dicha. O la otra opción es que la ropa se introduzca en mi por algún orificio llamese: orejas, nariz, ano, o el agujerito del miembro viril.
  • En segundo lugar. Si el centro de la frase es el término "entrar", es uno el que no entra en la ropa.

Entonces, la frase debería ser:

"NO ENTRÁS EN LA ROPA". Por lo que la solución se plantea de modo distinto. Aquí la solución es: agrandar la ropa o comprar una de una talla más coherente con el físico del que disponemos.

Y la peor de las frases es: "TENÉS ROLLO SOBRE ROLLO" u otra similar, siempre que haga mención a los rollos. Dicho insulto es peor cuando se dirige desde una persona que ya ha pasado los 40 años y que empieza a mostrar sus arrugas.

"TENES ROLLO SOBRE ROLLO" y como "LA GORDURA ES ENFERMEDAD", si te lo dice un arrugado, te callás por respeto. Porque, así como la "gordura es enfermedad", bien las arrugas son signos de que les queda poco hilo en el carretel y nadie, JAMAS, les anda recordando todo el tiempo su condición de viejos. NO ME RECUERDEN A MI A DIARIO MI CONDICIÓN DE GORDO.

"GORDO PERO FELIZ", "PANZA LLENA CORAZON CONTENTO", "SOY GORDO PERO TENGO AMIGOS", "TENGO DE PANZA LO QUE TENGO DE CORAZON", "MI CEREBRO ES PROPORCIONAL A MI PANZA", "GORDITO LO TENGO ACÁ ABAJO".

Esta y otras frases similares acompañan la vida de todo gordo, y está bien que así lo sea, son nuestro slogan, son las palabras que unen la voz de miles y miles de gorditos al rededor del mundo.

Y si te dicen, o pensás, que por gordo no se tienen minas, te pido que mires esta foto:

¡¡¡ LAS MEJORES MINAS DE TODA UNA EPOCA SE MORÍAN POR ESTAR CON ESTE GORDO!!!

A EL, NUESTRO HOMENAJE

 

0 Response to “"REDONDAS, BONITAS Y BLONDAS (apologia a los postres)"”

Leave a Reply